es | eu

Dirección General de Cultura - Institución Príncipe de Viana
Gobierno de Navarra

El Archivo Contemporáneo de Navarra publica "Activistas", último título de la serie "De mujeres y documentos"

06/03/2020

Se trata de una publicación sobre el movimiento feminista en Navarra desde la segunda mitad del sigo XX.

El Archivo Contemporáneo de Navarra ha publicado el 12º título de la serie De mujeres y documentos, bajo el título Activistas. Con esta publicación se completa el proyecto De mujeres y documentos, puesto en marcha en marzo del pasado año. La serie consta de doce publicaciones, todas ellas relacionadas con diferentes aspectos y temas sobre la mujer. El proyecto quiere dar a conocer los fondos documentales que custodia el Archivo Contemporáneo de Navarra, abrir líneas de investigación sobre diferentes aspectos y temas relacionados con la mujer, así como homenajear a todas aquellas navarras que contribuyeron a la consolidación de los derechos de las mujeres.

La serie consta de los siguientes títulos: Emprendedoras (María Teresa Sola Landa), Obreras y trabajadoras (María Teresa Sola Landa), Benefactoras (Javier Ilundain Chamarro), La mujer en el ámbito administrativo. La velada transición de mecanógrafas a técnicas (Carlos Maiza Ozcoidi), Mujeres en la Agricultura (José Miguel Lana Berasain), Con nombre de mujer (Javier Ilundain Chamarro), Oculto pero existente: testimonios del ocio (Francisco Javier Caspistegui, Cuidadoras y sanitarias (Pilar Erdozáin Azpilicueta), Maestras y alumnas (Reyes Berruezo, Juan José Casanova, Javier Ema), Vidas censuradas. El control de la moral pública y privada de las mujeres (Gemma Piérola Narvarte), Socias y asociadas (Diego Val Arnedo) y Activistas (Begoña Zabala González). Títulos todos ellos documentados en el propio Archivo Contemporáneo de Navarra, sobre diversos temas relacionados con la mujer del siglo XIX y XX.

Activistas

La nueva publicación, escrita por la abogada y activista femenina Begoña Zabala, trata sobre el movimiento feminista en Navarra desde la segunda mitad del siglo XX. En 1976 se crea en Navarra la primera organización feminista autónoma, asamblearia, compuesta por mujeres activistas con unos niveles muy altos de politización. Sus siglas EAM responden a su denominación en euskera, “Emakume Askapenarako Mugimendua” (Movimiento para la Liberación de la Mujer). Entre sus acciones, proponen votar No a la Constitución porque no recoge ninguna reivindicación feminista y exigen una mayor participación de las mujeres en los Sanfermines, distribuyendo mejor las tareas domésticas entre hombres y mujeres. También denuncian las agresiones, físicas y verbales, que muchas veces tienen que soportar las mujeres.

La Coordinadora Feminista de Navarra se crea en 1978. Pertenece a la Coordinadora estatal de organizaciones feministas. Está dotada de una estructura muy flexible y militante, otorgando un importante papel a la Asamblea para poder organizar sus propias actividades y definir sus objetivos, acciones y reivindicaciones.

Además, las mujeres requieren servicios de ayuda frente a las agresiones y a la discriminación, tanto dentro de la familia, como en el trabajo, centros de estudios, o en la calle. Mientras esto no se lleva a cabo desde los organismos oficiales, el movimiento lo pone en práctica desde los diferentes grupos. Andraize, es el primer gran proyecto feminista de apoyo a las mujeres en temas de salud sexual y reproductiva. También, se consigue un convenio con el Ayuntamiento de Pamplona, para establecer un centro de atención a mujeres agredidas y un centro de urgencias para dar cobijo a mujeres en situaciones graves de violencia.

La década de los 90 trajo una nueva situación, ampliando el marco de actuación a todo el mundo. Personas sin derechos, mujeres en trabajos precarios, prostitución, matrimonios convenidos… Aparece entonces una organización de activistas, autónoma, pero incardinada en la Coordinadora Feminista. Es Emakume internazionalistak, que tiene como objetivos conocer otros mundos y a las mujeres en sus propios recorridos. A la vez llega la solidaridad feminista, la sororidad, el apoyo incondicional a sus luchas de liberación feminista y nacional.

Una vez más, las feministas se unen para diseñar una estrategia común dirigida a denunciar la desigualdad y discriminación que sufren las mujeres en cualquier parte del mundo, y que nunca se verá condicionada ni por el lugar de origen ni por la uniformización de las estrategias feministas. El estudio del movimiento feminista es un buen instrumento para constatar la evolución de la situación, reivindicaciones y participación de las mujeres en los ámbitos público y privado.

El Archivo Contemporáneo de Navarra publica
Portada nueva publicación

Volver al listado